Cuando la alimentación deja de ser una función biológica esencial y se vuelve una forma para acercarte a las personas que quieres.

¿Te has preguntado por qué la comida, los postres y las bebidas son infaltables en las reuniones? Lo vamos a encontrar en el día a día con la familia, en una pijamada, cumpleaños, bautizos, etc. La comida es uno de los mejores actos para socializar, ya sea con amigos, familiares, colegas del trabajo o futuros socios.

Al sentarnos en la mesa, rodeados de seres queridos, dejamos atrás el acto de comer como una acción de supervivencia y se torna en una celebración: agradecer que estamos juntos y compartiendo tiempo.

Y es que no podemos imaginarnos estos eventos sin COMIDA. En la vida moderna tan apresurada que se nos demanda, muchas veces nos olvidamos de lo simple y de lo que nos hace feliz. Sí, la comida forma parte de los eventos "importantes", pero también está presente en el día a día.

Si después de esta introducción aún no te convences de lo importante que es, quédate leyendo porque sí o sí saldrás convencido.

El buen comer

Me pasa que cuando vivo sola sólo me preocupa que mi comida esté balanceada, pero al cocinar para más personas de alguna manera “me obligo” a preparar algo más rico y apetecible. El resultado es obviamente una comida riquísima, pero también una satisfacción invaluable que consideras una pequeña meta en el día.

Recuerda sentirte cómodo tú mismo y hacer sentir a gusto al resto. Puedes ponerle todas tus energías a esa comida, pero no olvides que esto no se trata de presumir técnicas o lujos. Queda en segundo plano el plato elegido, qué ingredientes has usado, el menaje y la mantelería, aquí buscamos pasar un buen momento y conectar con las personas que estamos invitando.

Algunos consejos para una reunión exitosa

Planifica: Ten una idea del menú (si es sofisticado, casual, para dietas específicas o incluye niños).

Actividades juntos: Involucrar a todos, cualquiera sea su género o edad, a realizar actividades como poner la mesa, lavar los platos o la misma acción de preparar la comida. Esto crea en grandes y chicos un sentido de pertenencia y responsabilidad.

Evita las peleas: No es precisamente el “en la mesa no se habla de política”, ya que sabemos que esto no es ni cierto ni sano. Pero, sí hay que evitar conversaciones que nos pueden llegar a amargar la comida. ¡Los chismes quedan fuera de la mesa!

Pantallas apagadas: Deja de lado el televisor y teléfonos, no hacen más que distraer. Ya tendrás un tiempo específico para ello.

Inicia la conversación: Creo que algo que le falta a muchos de mi generación es el simple acto de sentarse en una mesa en familia y preguntarse ¿Cómo estuvo tu día? Con este tan sencillo acto no hay excusa para no conocer a quienes viven bajo tu mismo techo.

¿Qué preparar?

Diría algo no muy fancy, pero queda completamente en libertad tuya. Elige algo dependiendo del tiempo que dispongas. Y un tip, guarda tus mejores recetas para ocasiones especiales :)

Si deseas puedes usar alguna temática:

Noche de pizzas

Sin peleas, ¿verdad? elige algo que nació en Italia pero gusta a todo el mundo.

Almuerzo Criollo

Si eres peruano o has visitado Perú, te habrás enamorado de la comida. ¡Comparte ese amor!

Cena Thai

¿Buscas algo distinto? Una exótica combinación de sabores salados, dulces, ácidos y picantes.

Algo Saludable

Infaltable en este 2021. Demuestra que comer sano también es rico.

Ahora que ya están inspirados para cocinar algo rico para los invitados, cuéntanos cuál fue la cena que prepararon y disfrutaron más.